Naucrates

Noticias y comentarios sobre Astronomía (y otras cosas remotamente relacionadas)

17 abril 2005

Einstein

Mañana se celebra el 50 aniversario del fallecimiento, en la Universidad de Princeton, Estados Unidos, del científico más famoso de todos los tiempos: Albert Einstein. Durante este año, además, las Naciones Unidas conmemoran el Año Internacional de la Física, justo un siglo después de que este genial físico revelara al mundo la Teoría Especial de la Relatividad. Einstein comprendió que la medida del espacio y del tiempo no se puede realizar de forma absoluta, si no que depende de la posición relativa de cada observador. Además, estos dos elementos no son independientes, sólo puede hablarse de un continuo “espaciotiempo” que no es plano, si no curvado por la fuerza de la gravedad. En esta relación, sólo la velocidad de la luz (300.000 kilómetros por segundo) es constante e insuperable por los objetos con masa -no se puede viajar a más velocidad. De ello se derivan consecuencias asombrosas: a gran velocidad, los objetos se “acortan”, su masa aumenta y el tiempo pasa más despacio en su interior. Einstein descubrió también que la materia no es otra cosa que un estado “condensado” de la energía, principio que explica la casi inagotable fuente de luz y calor de las estrellas. El legado intelectual del sabio alemán es tan rico y complejo –pero a la vez tan sumamente simple- que aún hoy no se ha abarcado en toda su amplitud. Cientos de experimentos que ni el propio Albert podría haber imaginado confirman con una precisión enorme las predicciones que se derivan de sus teorías, lo que convierte a la Relatividad en una maravillosa explicación del funcionamiento del Cosmos a gran escala.

04 abril 2005

Sedna

La diosa Inuit de los océanos ha dado nombre a un nuevo astro del Sistema Solar descubierto recientemente tres veces más lejos de nosotros que Plutón, el planeta más lejano. Con 1500 km de diámetro, es el mayor cuerpo detectado en nuestra vecindad desde 1930, año en que se descubrió Plutón, por lo que se ha sugerido denominarlo como “planeta”. Esto ha reabierto entre los astrónomos un viejo debate acerca de si se debe considerar a Plutón o no como un planeta. Plutón incumple muchas de las características que son típicas de sus compañeros. A parte de ser el menor de los planetas (es más pequeño que la Luna), su excéntrica órbita hace que en ocasiones esté más cerca de nosotros que Neptuno. Tiene un enorme satélite, Caronte, sólo la mitad de grande que él; y en ciertos aspectos se asemeja más aun cometa que a un planeta. Sedna sólo es algo menor que Plutón, y si se admite como planeta habría que reconsiderar el caso de otros cuerpos como Quaoar, Ixisn, Varuna o Radamanthus, de tamaño parecido. Sedna, sin embargo, no pertenece como éstos al denominado “Cinturón de Kuiper”, un segundo anillo de asteroides que orbita más allá de Neptuno, lo que le hace especial.
Algo similar ocurrió en 1801 cuando se descubrió Ceres, el mayor de los asteroides, algo más allá de Marte. Sus casi 1000 km de diámetro les parecieron muy poco a los astrónomos para considerarlo un planeta. En cualquier caso, aunque parece poco probable que Plutón se “caiga” de la lista (más por inercia histórica que por razones científicas), tampoco creemos que Sedna vaya a modificar los libros de texto